viernes, 11 de enero de 2013

La Empresa Municipal de Gestión de Vivienda de Las Rozas no funciona como debiera

En el Pleno Municipal que se celebró el pasado 21 de diciembre presentamos una moción por el cambio en el modelo de gestión de la Empresa Municipal de Gestión de la Vivienda (EMGV)



La Empresa Municipal de Gestión Urbanística y Vivienda de Las Rozas de Madrid, SA, (EMGV)

LaEmpresa Municipal de Gestión Urbanística y Vivienda de Las Rozas deMadrid, SA, (EMGV) se creó por acuerdo del Pleno Corporativo de este Ayuntamiento el 27 de mayo de 2004, aprobándose inicialmente los Estatutos de la sociedad. El Pleno del 23 de septiembre de ese mismo año procede a la aprobación definitiva de su creación, así como de su Memoria y de sus Estatutos.

Surge este empresa como sucesión de la empresa Novapark, envuelta en su momento en problemas con los Servicios Técnicos Municipales.

La EMGV es una sociedad anónima cuyo capital es de titularidad municipal en un cien por cien. Se trata, por lo tanto, de una empresa pública.

Su objeto social está determinado por la construcción de viviendas, actuando el Ayuntamiento como promotor; la construcción de edificios y dotaciones, promovidas por el Ayuntamiento; la construcción de obras e infraestructuras urbanas; la gestión y explotación de viviendas y edificios dotacionales; y la gestión urbanística y del patrimonio municipal que le encomiende el Ayuntamiento, en los términos que determine éste.

Entre sus funciones, y dado el cariz de nuestra moción, destacamos, por una parte, la enajenación de parcelas y, por otra parte, la construcción de viviendas de todo tipo.

La actividad de la EMGV emana de las encomiendas de gestión que le realiza el Ayuntamiento, a través de acuerdos en las Juntas de Gobierno o por acuerdo del Pleno Municipal. Desde la fecha de su constitución, 2004, y hasta la fecha su actividad ha consistido en:
  • La proyección de la construcción de 3.000 viviendas de protección pública.
A través de dos convocatorias se han construido, en la primera de ella, 800 viviendas en alquiler con derecho a compra. En la segunda convocatoria se están construyendo 250 viviendas.

La creación de una base de datos como registro permanente e solicitantes de vivienda de protección pública.
  • La gestión de infraestructuras urbanísticas, entre las que destacan la promoción de la construcción de un parking en la calle Siete Picos; la contratación de la explotación de los parkings de la calle Cañadilla, de la biblioteca León Tolstoi y de la calle Martín Iriarte en Las Matas; las obras de remodelación de Las Matas, que han consistido en la reordenación del tráfico, una nueva pavimentación de ciertas calles y la instalación de nuevo mobiliario urbano; la remodelación del colegio público San José, también en Las Matas; relaciones con el Equipo Redactor del Plan General de Ordenación Urbana; y la realización de los estudios e informes para la remodelación del casco urbano de Las Rozas.
  • La gestión de la bolsa de vivienda en alquiler para jóvenes de nuestro municipio.
  • La convocatoria del concurso de pintura rápida como una de las actividades culturales de las fiestas patronales de nuestra localidad.
En realidad y dada la presencia de nuestro Grupo Municipal en el Consejo de Administración de la empresa, así como en la Junta General, podemos manifestar que su actividad está mermada.

Mermada en cuanto a que su papel en la promoción de la vivienda de protección pública es el de un mero intermediario, que no proporciona ningún tipo de valor añadido, ya que una vez recogida la encomienda de gestión convoca un concurso público para la enajenación de la parcela de titularidad pública para la construcción y posterior gestión de esas viviendas, quedando el papel de la EMGV reducido a ofrecer a la empresa adjudicataria la relación ordenada de adjudicatarios de esas viviendas.

El resultado es que el dinero obtenido de la venta de la parcela pasa a engrosar el capítulo de ingresos de los Presupuestos Municipales, siendo una de las fuentes de ingresos relevantes de dicho Presupuesto.

La responsabilidad de la EMGV en la promoción de la vivienda pública se ciñe, pues, a la supervisión de las obras y plazos de ejecución, la certificación de obra y la entrega de los datos de los adjudicatarios de las viviendas. Ahí finaliza su papel.

Entendemos que el papel a desempeñar por la EMGV y dado su carácter de empresa pública municipal debe ser otro.

La vivienda es uno de los derechos de ciudadanía que contempla nuestra Constitución, por lo que los poderes públicos velarán por el cumplimiento de este derecho.

Es en este punto donde la EMGV debe realizarse, de tal manera que sea una de las entidades principales en la promoción de este derecho y muy especialmente entre aquellas capas sociales con más dificultades de acceso a la vivienda.

Aquí es donde planteamos que sea la EMGV la que asuma la gestión de las promociones de viviendas de protección pública que el Ayuntamiento le encomienda, por una parte, y, por otra, que este Ayuntamiento en el desarrollo de su política de vivienda pública opte por los módulos de protección pública más económicos con el fin de cubrir la demanda de vivienda de aquellos sectores de la población con menores recursos económicos.

Atendiendo a las necesidades de estos sectores de la población de nuestra localidad proponemos que, prioritariamente se promocione la vivienda de protección pública en régimen de alquiler, cuya renta mensual no podrá suponer una cuantía superior al 30% de la renta mensual del adjudicatario o de la unidad familiar.

Atendiendo a la gestión directa de las promociones de vivienda de protección, la EMGV como sociedad municipal atenderá directamente a los vecinos y vecinas adjudicatarias de ese tipo de viviendas, eliminando el papel de la empresa constructora de esas promociones. Supone la atención directa de las necesidades de esos vecinos y vecinas, una respuesta más ágil y cercana y, en definitiva, asumiendo las responsabilidades que le son propias.

Otros acuerdos que propusimos en la moción son los referidos a una menor carga en la renta de los adjudicatarios con el objetivo de hacer la vivienda más accesible a los adjudicatarios de la misma como son que el Impuesto de Bienes Inmuebles sea a cargo del propietario de la vivienda y no del arrendatario, así como que la adquisición de una segunda plaza de garaje sea voluntaria, todo ello en aras de hacer más económico el acceso a una vivienda de promoción pública, que es en definitiva uno de los fines que debe perseguir la empresa.

Esta moción fue rechazada por el Partido Popular. Para el Equipo de Gobierno del Ayuntamiento, la política de vivienda pública en nuestro municipio es un éxito, atendiendo al número de viviendas construidas y al número de vecinos y vecinas que viven en ellas.

Para nosotros, la promoción de la vivienda pública en nuestro municipio no puede ser calificada como un éxito cuando los adjudicatarios de esas viviendas tienen un elevado número en el sorteo, que implica un significativo número de renuncias, debidas fundamentalmente a su elevado precio que no pueden afrontar.

En cuanto un vecino o vecina de Las Rozas o Las Matas quiera optar a una vivienda de protección pública, cumpliendo los requisitos establecidos, y no sea adjudicatario de una de ellas, algo no funciona correctamente.

La vivienda no es un lujo, es un derecho de ciudadanía.