lunes, 4 de marzo de 2013

Medioambiente y Partido Popular ¿Son incompatibles?

La pregunta viene al caso de la Comisión de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Asamblea de Madird, que tuvo lugar el pasado tres de diciembre.

Nuestro Grupo Parlamentario presentó la Proposición No de Ley, La Asamblea de Madrid insta al Gobierno de la Comunidad a que no se lleve a cabo en la finca denominada "El Garzo" del municipio de Las Rozas, ninguna actuación que ponga en peligro su función principal de garantizar la protección del Monte de El Pardo, según figura en el Plan Rector de Uso y Gestión del Parque Regional de la Cuenca Alta del Manzanares (PRCAM).

No voy a exponer los diferentes motivos que esgrimió nuestro Grupo para presentar tal Proposición. Tampoco la de los Grupos Parlamentarios de la oposición, que apoyaron la propuesta, si no la del Partido Popular, la del Gobierno de nuestra Comunidad, que es el promotor del Club de Campo del Noroeste en la finca de El Garzo.

Tras la presentación de la Proposición No de Ley, por parte de nuestra compañera Diputada, Carmen Villares, se abrió un turno de palabras para que el resto de los Grupos Parlamentarios señalasen su posición al respecto.

Los Grupos del PSOE y UPyD se mostraron a favor de la Proposición, pero no así, claro está, el Partido Popular.

El Partido Popular, a través de su diputada María Nadia Álvarez Padilla, Portavoz Adjunta de la Comisión, se explayó a gusto en su intervención y de manera muy airada. Debió ser porque no la asistía la razón y lo sabe.

¿Qué es lo que dijo?

Atendiendo a la normativa que fija el Plan Rector de Uso y Gestión del Parque Regional de la Cuenca Alta del Manzanares, se admite el albergar actividades e instalaciones deportivas, recreativas y culturales compatibles con la función de protección del área, que viene dada por ser una zona de transición, Zona T del Parque Regional.

El objetivo que pretende alcanzar el Club de Campo del Noroeste viene dado por el poner en valor suelos y espacios que están como áreas de transición entre el suelo urbano y la naturaleza.

El cincuenta por ciento del territorio de nuestra Comunidad está protegido y no caben más árboles en los montes y hay que buscar espacios para el desarrollo de actividades como las del Club de Campo proyectado.

Este Club supone una mejora sustancial de los recursos naturales de la finca de El Garzo mediante el ocio saludable con una actividad económica sostenible, la realización de actividades deportivas al aire libre con los más estrictos criterios medioambientales y ecológicos.

De este modo, se implantarán más de cinco mil árboles, se introducirán ejemplares de flora y fauna autóctonas y se construirán zonas de refugio, comederos y bebederos.

En última instancia se trata del desarrollo económico y social de Las Rozas.

Sobran cualquier tipo de comentario. Eso sí, tuvimos la suerte de no escuchar la falacia de la creación de ochocientos puestos de trabajo.

Enlaces de este blog al Club de Campo del Noroeste: