miércoles, 13 de junio de 2012

Manifiesto en defensa de las corporaciones locales

Este manifiesto tiene la intención de visualizar la realidad de las administraciones locales después de una reforma laboral y el plan de pago a proveedores.


Los causantes de la crisis, los mercados, los especuladores financieros, las agencias de calificación y los bancos junto con la colaboración del Gobierno del Estado, la Comisión Europea y el Consejo de Europa, han llevado a que España tenga una tasa de desempleo del 24% de la población activa.


El déficit y el paro están sirviendo como excusa para eliminar la base solidaria y reequilibradora de un Estado Social y de Derecho, que representan los Servicios Públicos, con recortes injustos y no basados en principios de eficacia y mejor gestión de los recursos, si no, en una ideología neoliberal que persigue convertir los Servicios Públicos y las necesidades sociales básicas en negocio de unos pocos.


Para ello se inició desde hace tiempo una campaña de difamación con el objetivo de desprestigiar los Servicios Públicos y en concreto al conjunto de los Empleados Públicos, tachándolos de ineficientes, ineficaces y muy costosos. Todo como excusa para externalizar los servicios y dar la gestión de estos a las empresas privadas, convirtiendo los Servicios Públicos en mercancía pura y dura.


Los Ayuntamientos no representan más del 3% del total de la deuda del Estado Español, lo cual no supone el problema del encarecimiento de la financiación de los mercados, ni del supuesto poco eficiente de la prestación de Servicios Públicos.


Hace falta recordar que los Ayuntamientos prestan casi el 30% de los servicios básicos que la ciudadanía necesita y la financiación de la administración local no ha sido resuelta ni afrontada de forma equilibrada y necesaria.


Otra calumnia lanzada, es que existe un elevado número de Empleados Municipales, cuando seguimos muy por debajo de la media de la Unión Europea.


La reforma laboral facilita expedientes de regulación de empleo extintivos en las corporaciones locales, sin la posibilidad de ajustes de suspensión o regulación temporal de los Empleados Públicos.


La falta de cumplimiento de los acuerdos colectivos hace que en un gran número de Ayuntamientos de España aumente la precariedad, se debilite el empleo y se faciliten los despidos objetivos.


Los Planes de Ajuste elaborados dentro del plan de pago a proveedores, al que ha obligado el Gobierno a los municipios, están siendo utilizados por numerosos Alcaldes, junto con la reforma laboral, para saltarse los Convenios Colectivos y la Negociación Colectiva, ejecutando unilateralmente modificaciones de condiciones de trabajo, reducciones de plantilla y ampliación de horarios sin mediar negociación alguna.


En estos últimos meses, nos estamos enfrentando, en que existe un número cada vez más elevado de Ayuntamientos en situaciones inadmisibles, como el impago de salarios, despidos colectivos de personal fijo, despidos de personal interino con años de trabajo y amortización de sus plazas, ampliaciones de jornadas, reducción de salarios, modificaciones de horarios, ...


Ayuntamiento de Las Rozas


La necesidad de pagar a las empresas, contratistas, es compartido por los sindicatos, dado que además dichos impagos implican más destrucción de empleo y la precariedad de los trabajadores y trabajadoras de dichas empresas prestadoras de servicios públicos. Pero esto no debe servir de excusa para la eliminación de los Servicios Públicos y la precarización del conjunto de los Empleados Públicos.


Una falta de rigor técnico le ha servido al Gobierno como justificación para eliminar y cerrar numerosos servicios e instalaciones públicas, cuando lo cierto, de forma generalizada, es que los Ayuntamientos han sido los prestadores de Servicios Públicos donde ninguna otra administración llegaba, complementando y mejorando los prestados por otras.


En los Ayuntamientos de la Comunidad de Madrid estamos asistiendo en el último año a despidos colectivos en Parla, Collado Villalba, Galapagar, Fuente del Saz, San Martín de la Vega, Navalcarnero, entre otros. A recortes salariales y de condiciones laborales sin negociación en: Madrid, Rivas Vaciamadrid, Campo Real. Y a "decretazos" de Convenios Colectivos sin agotar  los plazos de negociación y con recortes de las condiciones laborales como en Alcalá de Henares.


Avisados estamos. La Reforma Laboral habla de precariedad y en ningún momento habla de empleo.


Por todo lo expuesto, desde Comisiones Obreras responderemos con contundencia y con inteligencia. Sabemos que la lucha será larga y desigual. Hemos de actuar con pedagogía, explicando las medidas, utilizando la palabra, esperando el acompañamiento de los ciudadanos y que la resignación social de paso a la dignidad y a la lucha. A esta pedagogía estamos obligados todos, la palabra debe usarse como arma, es el momento de emplear la apología del Diálogo Social, la sociedad tiene que conocer lo que realmente supone esta reforma.


Para ello hemos convocado una jornada de movilización en el conjunto de la Administración Local del Estado Español para:

  • Defender los Servicios Municipales y Provinciales.
  • Dignificarnos como Empleados Públicos.
  • Denunciar los despidos e impagos.
  • Defender la Negociación Colectiva y los Convenios y Acuerdos.
  • Y luchar contra la Reforma Laboral y los recortes sociales.
Ahora es el momento de las movilizaciones, mañana será tarde.

Defendamos nuestros Servicios Públicos.